Ejercicio y dieta saludable, asuntos de vida o muerte

Hace una semana me sorprendí con una imagen de televisión. Un bebé con notorios problemas de obesidad era bañado por su mamá en un platón en el que apenas cabía. El pequeño se llamaba Santiago. Solo tenía 8 meses y ya  pesaba 20 kilos, lo mismo que podría pesar un niño de 6 años. Según el reportaje, los kilos de más en este bebé no obedecían a ningún problema médico. Eran el resultado del exceso de comida y teteros. Eunice, su madre, decía que su gordito era “ansioso”.

El caso de Santiago ocurrió en Codazzi (Cesar) y es solo uno de los 42 millones de menores de 5 años con sobrepeso en todo el planeta, según la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Las cifras de la OMS son alarmantes: a diciembre de 2015 había 1.500 millones de adultos con sobrepeso; otros estudios advierten que son 2.100 millones. Todo un problema mundial de salud pública.

Sin embargo, queda la esperanza de que las dos únicas salidas posibles están en nuestras manos: mejorar los hábitos alimenticios y cumplir con aquella promesa que mucha gente adquiere cuando suenan las doce campanadas del 31 de diciembre: hacer ejercicio.

Dicen los que saben de este tema que, para bajar de peso, el ejercicio representa el 20 por ciento y la comida el 80 por ciento. Y no vale como ejercicio caminar por la casa o ir al supermercado a pie. Ni va a adelgazar solo por suprimir el desayuno.

“Me fui al gimnasio y me quedó doliendo todo el cuerpo… y eso que solo pregunté cuánto costaba la inscripción”, “comprar una caminadora o una elíptica supera mis ingresos”, “Esos masajes son carísimos”. Excusas que escuchamos para no ejercitarnos.

La tendencia en los últimos años es el ejercicio funcional o trabajar con el peso de su cuerpo. Es económico porque utilizan lazos, bandas elásticas, balones, conos y otros sencillos elementos. Se practica en parques, canchas o incluso en casa. Alternativas hay muchas.

En este 2016, ejercítese, camine por lo menos media hora al día. Es lo que recomiendan los médicos. O empiece por el nivel básico: gire la cabeza a la izquierda, luego a la derecha… cada vez que le ofrezcan comida. Recuerde, es  un hábito saludable, no una moda.

Comentarios

6 Comentarios
  1. Escrito Por:
    Carmen
    Feb 8, 2016 Reply

    Hay que darle importancia a nuestra salud, gracias por las recomendaciones, ¡Lindo Blog!

  2. Escrito Por:
    GLoria
    Feb 8, 2016 Reply

    Excelente el ejercicio no solo previene enfermedades, sino que hace parte de un estilo de vida saludable

  3. Escrito Por:
    Yaneth
    Feb 8, 2016 Reply

    Buen tema, la nutrición deberia ocupar un espacio mas importante en la política pública.

  4. Escrito Por:
    GISELL YUDELQUY TOLOZA
    Feb 9, 2016 Reply

    SI EL EJERCICIO ES LO QUE PREVIENE MUCHAS ENFERMEDADES, EL SEDENTARISMO LAS ESTIMULA ES MUY BUENO HABITUARNOS AL EJERCICIO DIARIO SOBRE TODO LAS PERSONAS QUE SON DE BUEN APETITO, LAS DE SOBREPESO YY LAS OBESAS ESTO AYUDARA A ELIMINAR TOXINAS DE NUESTRO ORGANISMO Y PREVENIR EMBOLIA, PRE- INFARTOS O EL ESTRES.
    GRACIAS.

  5. Escrito Por:
    GABI ESPINOSA
    Feb 9, 2016 Reply

    Interesante lectura, nesesitamos que los gobernantes en NortedeSantander contruyan y promuevan mas espacios deportivos.

  6. Escrito Por:
    Camilo Andres
    Feb 10, 2016 Reply

    Buen post.

¿Cuál es tu opinión?

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Nuestras mejores Fotografías

Te invito a interactuar y mantenernos en contacto a través de Instagram

Sígueme en Instagram